Mejora de la competitividad del sector agrario mediante la incorporación de tecnologías basadas en Biología Vegetal:

  • Desarrollo de oportunidades de colaboración y oportunidades de negocio para el sector
  • Aprovechamiento de la calidad científica y la inversión en Investigación